El Gran Bazar de Estambul, no puedes dejar de visitarlo

0
316

El Gran Bazar de Estambul, localizado en una ciudad vieja, entre Mercan, Nuruosmaniye y Beyazit, en Turquía, cuenta con más 4000 tiendas con todo tipo de mercancía, y el mismo fue mejorado después del terremoto del año 1894.

Es considerado una maravilla turística, se encuentra ubicado entre Europa y Asia, con una historia centenaria y cultural, permite a los viajeros que buscan algo diferente muchas opciones para escoger. Aquí encontramos infinidades de tiendas que exhiben desde lo más indispensable a lo menos pensado. En este bazar sólo se puede pagar en liras turcas, y encontrarás las mejores cosas que puedas comprar, entre las que se incluyen: antigüedades, réplicas, especies para la cocina que ni sabes que existen, quesos, frutos secos, tejidos, etc.

El bazar parece dividido por el tiempo, puedes dirigirte a la calle Istiklal, aquí conseguirás ropa, calzado, cosméticos y lo más actual en marcas. En la zona Asiática de Estambul, conseguirás artesanías, tiendas de plata y sus productos de piel o imitación. En la calle oeste del gran bazar se encuentran las mejores imitaciones de marcas de ropa, pieles y relojes. Dentro de sus maravillas gastronómicas: las delicias turcas y baklavas son económicas y fáciles de regalar, otras de las maravillas en exquisiteces son los caviares de beluga, aunque un poco costosos. Otras de las maravillas que puedes comprar es el ojo turco y las delicias de kebabs.

el gran bazar de estambulEste hermoso bazar cuenta con 4 entradas, de puertas principales, es considerado uno de los más grandes de la ciudad y del mundo, dentro de su historia se puede mencionar que fue construido entre 1455- 1461, y ha estado aquí desde la época de Mehmet II. Este bazar permitió a los europeos adquirir bienes por medio de la compra y la venta de distintos artículos, es muy famoso y ha sobrevivido más de 500 años de historia.

Es un bazar dedicado a las compras para locales y extranjeros. Este gran mercado debe su popularidad a la enorme variedad de objetos, tiendas, artesanías, entre otros, sin embargo, debes disponer de tiempo para darle un gran recorrido. Este bazar tiene la peculiaridad de colocar el nombre a la calle según los objetos que son vendidos aquí. En este bazar puedes conseguir restaurantes con diferentes tipos de gastronomías, especialmente en las especialidades gastronómicas turcas y árabes.

Este destino turístico recibe más de medio millón de visitantes al año, y es llamado el arte del regateo, debido a la gran variedad de tiendas que venden el mismo producto con precios similares y en oferta, cuestión que te permitirá conseguir gran variedad de precios y buenos descuentos.

Tiene un Horario de 8:30 de la mañana a 6:30 de la tarde, y los domingos no trabajan. Alrededor de este mercado se encuentra un templo, por si se desea visitar un destino religioso y llamativo, no tendrás la necesidad de salir de aquí. El bazar tiene por lo menos 4 o 5 cafetines o restaurantes internos en donde comerás algunas delicias árabes y turcas.

Viajar a Turquía y no estar en el Bazar de Estambul, aunque sea sólo para observar las maravillas que se venden en él, es como nunca haber viajado a Turquía. La organización, a simple vista parece caótica pero no lo es tanto. El objetivo estratégico para el turista es que salgas del bazar con algún objeto comprado. Dentro del popular bazar encuentras maravillas, y el solo hecho de visitarlo te encuentras inmerso en un micromundo.

Por último, daremos una mención especial a un lugar dentro de este bazar donde puedes encontrar réplicas de artesanías y antigüedades, y es muy importante señalar que en esta tienda, dentro del bazar de Estambul, llamada Gurtas Koll Sti Antik, no encuentras imitaciones, sino verdaderas reliquias antiguas, ya que sus propietarios son personas de gustos refinados y delicados, de modo que si quieres llevar un recuerdo, o hacer un regalo a un familiar, deberás llevar un producto, o quizás dos, de esta tienda diferenciada con el número 104 dentro del bazar.

El bazar es estupendo, aunque no gustes de las compras puedes conocer mucha gente allí, hay vendedores amables que hablan un poco de español y mucho inglés, así que la comunicación es muy sencilla, el lugar es de ensueño, muy colorido, iluminado, y con objetos que, posiblemente, si no ha ido a Turquía anteriormente, no los haya visto antes.


Compartir

DEJAR RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here