Riesgos que trae tener la pelvis estrecha durante el embarazo

0
5495

Decir que es un riesgo el proceso de embarazo o el punto de la coronación del bebé al momento de nacer, en una mujer que presente la característica de tener la pelvis estrecha, es un 50% mito y un 50% realidad. Puesto que es sólo en el parto como tal en donde el médico puede diagnosticar con total seguridad si el bebé puede salir fácilmente por el conducto vaginal o no. Es decir, sólo en ese momento se podrá decidir con 100% de seguridad la necesidad de emplear técnicas como la cesárea.

La pelvis es una cavidad de huesos ubicada más abajo del tronco, más o menos por donde están nuestras caderas y nuestra cintura, si te tocas ahí sentirás unos huesitos, bueno, es por allí. Ahora bien, la pelvis no debería ser rígida, ni resultar una estructura difícil de manejar, por el contrario, los médicos señalan que es un tipo de hueso que puede adecuarse. Lo que conforma el coxis, el sacro y huesos coxales, son parte de ella, y a diario los usamos para movernos, sentarnos y, evidentemente, son indispensables al momento de dar a luz.

pelvis estrecha durante embarazoMuchas veces se señala el problema de pelvis estrecha a la delgadez, y aunque tienen relación, no es así necesariamente. Te explicamos. Una cosa es padecer de desnutrición, lo que sí afectaría el proceso de dar a luz, y otra el ser delgada.Nuestro consejo, si tienes estas características, es que te alimentes sanamente y busques desarrollar hábitos saludables mientras ocurre la gestación, en pro de lograr el fortalecimiento de tus huesos y la vida del niño.

No te confundas con esos cuentos de pasillo, en donde dicen que si mides menos de 1.50 cm corres riesgos si das a luz por vía vaginal, la altura no es un factor de riesgo. El que vivas situaciones intensas y repetidas de estrés, un tipo de accidente, o consumas algún tipo de drogas, eso sí podría crear la opción de parto prematuro. El resto son sólo análisis sin argumento válido.

Pero ¿es o no un riesgo tener la pelvis estrecha durante el embarazo? Primero, evalúa tu condición genética y la del padre. ¿Son ustedes personas altas o bajitas?, ¿son de contextura gruesa o fina? Si tu estatura es de por ejemplo 1.60 cm y la del padre de 1.68 cm, tendrás un hijo de peso y medidas promedio, ahora si por ejemplo, si tu chico mide 1.85 cm y tu 1.78 cm de altura, allí si tendrás que consultar con tu médico para saber si es necesaria la planificación de una cesárea. Toma en cuenta también el peso aproximado que tendrá tu bebé al momento del parto. Para esto puedes valerte de la última ecografía, esta se realiza en la semana 37 del embarazo, y allí junto a tu médico tratante podrás usar los datos y tomar una elección.

La estadística revela que tan sólo una madre de cada 250 sufren realmente de problemas feto-pélvicos, pero esto no se debe a que si tu pelvis es chica o grande, se debe a que el bebé es realmente un gran campeón, es decir, tienes dentro a un bebé que logró superar las expectativas en tamaño y complexión, un bebe de talla grande, sólo en este tipo de casos, el médico, sin muchos peros, comunica a los padres, y la cesárea queda como única opción.

Si eres naturista, o prefieres métodos menos invasivos, y quieres un parto a modo natural, puedes ejercitarte durante el parto. La práctica de danza árabe, natación, o yoga pre-natal facilitará el proceso, ya que son disciplinas deportivas en donde el estiramiento de las caderas y áreas afines son la clave.

Por otra parte, recuerda que todos los niños tienen la habilidad natural de ajustar su cuerpo a la pelvis de su madre, así que si el médico no da señales de que el bebé sea grande, puedes intentarlo con tranquilidad.

Como todo en la vida depende del ángulo con el que se le mire, y así ocurre con el parto, si das a luz en cuclillas por ejemplo, estarás estirada al máximo y realmente tu bebé no tendrá problema alguno para salir, favoreciendo incluso el paso de la cabeza y hombros de él.


DEJAR RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here