De acuerdo a un informe oficial, las empresas todavía siguen contratando personal y los salarios tienden a mejorar. Por lo tanto, con una economía en marcha, las personas que desean trabajar deberían conseguir el empleo deseado sin problemas. Lamentablemente, no está sucediendo así, por lo tanto, siento que debo compartir estos 5 indicadores que todo trabajador debería conocer.

Las tasas de desempleo

La tasa oficial de desempleo podrá subir, bajar, o mantenerse igual, y tú quizás ni lo sepas. Pero este es un indicador muy importante, el cual deberás tener muy presente, ya que él te pudiera sugerir la facilidad o dificultad que pudieras tener en un momento dado para conseguir un nuevo trabajo. Aunque siempre es bueno no olvidar que estos valores son simples números, y muchas veces pueden esconder otra realidad más compleja detrás de ellos.

Crecimiento lento del salario

Mucho se puede hablar sobre el incremento del salario promedio, pero no es que veamos demasiado movimiento. El ligero incremento se ve sepultado por la incapacidad que muchas familias tienen para cubrir sus gastos básicos. Además, lo que está ocurriendo es una desaceleración en el alza de los salarios, lo cual no deja de ser alarmante.

Si existiesen tan pocos desempleados como algunos cuadros sugieren, las empresas deberían estar compitiendo por contratarlos. Por lo tanto, los salarios deberían incrementarse mucho más que aquellos porcentajes que no alcanzan para cubrir la inflación. En este sentido, lo que estamos viendo no es decrecimiento del desempleo, sino el incremento de trabajadores por sueldo básico.

Los sectores que más empleados contrataron

El sector del ocio y salud fueron los que más trabajadores contrataron. Aunque la gran mayoría de todos estos nuevos empleados son remunerados con apenas poco más del salario mínimo. Pero los informes oficiales maquillan la información mostrando solo lo que conviene para la imagen del gobierno. Esto ocurre, sobre todo, en el sector salud donde se mezclan a propósito las contrataciones masivas, generalizando los pocos salarios altos.

Baja participación laboral

La tasa de participación laboral, que mide a las personas que están trabajando o buscando trabajo, permanece baja. Antes estas cifras se mantenían altas, pero aún no se ha acercado a los valores anteriores.

Muchos podrían tomar esto como una señal de que la gente ha renunciado al trabajo. Sin embargo, para otros, sólo significa que la mano de obra está cambiando. A medida que los trabajadores mayores, que son una gran parte de la fuerza de trabajo, se retiran, la mano de obra representará una proporción menor de la población total, y eso es sólo eso.

“En estos días, la tasa de participación de la fuerza de trabajo es plana”, señala un reconocido economista. “Eso significa que la gente se está uniendo a la fuerza de trabajo, las personas que estaban marginadas se están uniendo y están reemplazando a todos los empleados antiguos que están retirándose”.

La hora estelar

Cuando hablamos sobre la tasa de participación debemos hacer una mención necesaria al grupo de trabajadores del pico de productividad. Estas son todas aquellas personas cuyas edades se encuentran entre los 25 y 54 años. Cualquier indicador estará bastante influenciado por lo que ocurra con los trabajadores de la zona de mayor productividad.


DEJAR RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here