Conoce algunas razones del por qué da taquicardia

Antes de comenzar a hablar de por qué da taquicardia, debemos entender un poco más el funcionamiento de nuestro corazón. La taquicardia es el aumento del ritmo cardíaco, debemos considerar que la frecuencia cardíaca normal de un corazón en reposo es de 60 a 80 latidos por minutos. La taquicardia hace referencia al ritmo cardíaco rápido o irregular en reposo, puede ser más de 100 a 400 latidos por minuto.

Cuando se tiene un ritmo tan elevado, el corazón no es capaz de bombear la sangre de manera eficaz con altos niveles de oxígeno, para así lograr alimentar a las células de todo el cuerpo.

¿Por qué da taquicardia?

Debemos comprender que la aceleración de la frecuencia cardíaca es normal en algunos casos, como por ejemplo, cuando se hace un esfuerzo físico, pues los diferentes tejidos que intervienen en los momentos necesitan mucha más energía, que se consigue con un mayor aporte de sangre, gracias al aumento de la frecuencia del corazón.

Sin embargo, este padecimiento, también puede ser un síntoma de una patología cardiaca o de origen infeccioso, nervioso o incluso, hormonal. Cualquier eventualidad que pase nuestro cuerpo como el estrés, los medicamentos o los trastornos hormonales, pueden estar implicados.

Dado el caso de que la taquicardia sea persistente deberá consultarse inmediatamente con un médico para comenzar a identificar otras causas.

Debemos tener en cuenta que la taquicardia puede ocurrir en las cámaras superiores del corazón, lo que se conoce como taquicardia auricular o en las cámaras inferiores, que se conoce como taquicardia ventricular.

Las afecciones relacionadas con el corazón, como la tensión alta o hipertensión son una de las principales causas del por qué da taquicardia. Así como también el riego sanguíneo deficiente al músculo cardíaco debido a una arteriopatía coronaria conocida como aterosclerosis, enfermedades coronarias, insuficiencia cardíaca, una enfermedad en el músculo cardíaco, tumores o infecciones.

Además existen otro tipo de afecciones médicas como la enfermedad de la tiroides, de los pulmones, un esfuerzo emocional, un desequilibrio electrolítico; así como también algunos abusos de sustancias que pueden hacer que el corazón lata más rápido como el abuso del alcohol, las bebidas con altos niveles de cafeína y las drogas.

Medidas a tomar si tienes taquicardia

La primera medida que debes tomar si sientes que tu corazón late demasiado rápido es ir a tu médico tratante, una vez que este determine la causa de la taquicardia, prescribirá un tratamiento adecuado para ti y remedios que ayudarán a solucionar este problema.

En el caso que la taquicardia esté acompañada por un fuerte dolor de pecho, puede ser altamente peligroso, y debes acudir de inmediato a tu médico para un tratamiento adecuado.

Si sientes que estás teniendo una taquicardia que comienza en la parte superior de tu corazón, deberás intentar aguantar la respiración y la tensión, sumerge la cara en agua helada, intenta toser fuertemente, toma aire y baja la cabeza hacia el estómago o ejerce presión sobre los párpados.

Si cualquiera de estas técnicas no funciona, debes aplicar un poco de presión sobre la arteria carótida, debes hacerlo colocando los dedos índice y medio al lado de la laringe. Esto estimulará el nervio vago, para que frene los impulsos eléctricos que controlan el ritmo cardíaco.

En caso de que la taquicardia no se pueda tratar con medicamento, será necesaria la cirugía. El cardiólogo se encargará de prescribir el tratamiento adecuado para cada afección.

La taquicardia ventricular, se puede tratar con diferentes fármacos o la colocación de un desfibrilador automático que se implanta a través de cirugía.

Remedios caseros para tratar una taquicardia

Algunos remedios caseros pueden ayudar con el tratamiento de la taquicardia, sin embargo, esto no quita que se deba visitar al médico, pues es lo primero que se debe hacer para saber cuál es nuestro estado y cómo lo podemos tratar.

Una vez que se haya hablado con el médico y nos haya recetado nuestro tratamiento, podrás acudir a los remedios naturales que te brindamos a continuación.

1- Té: Puedes hervir una taza de agua y añadir una cucharadita de toronjil o melisa, debes revolver muy bien y tomarlo cuando esté tibio. No es recomendable tomarlo más de dos veces al día.

2- Valeriana: Esta es una planta que tranquiliza y favorece a la relajación. Para preparar esta infusión tendrás que revolver una cucharada de valeriana en agua hirviendo y esperar 30 minutos para beberlo.


DEJAR RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here