¿Cómo lidiar con los rumores en el equipo?

En muchas empresas, con la inestable situación económica mundial, las malas noticias se propagan con la velocidad de la luz. Por lo tanto, la cuestión de la gestión de rumores en el equipo se vuelve particularmente importante. Después de todo, los rumores negativos no sólo pueden desmoralizar al equipo, sino también “golpear el bolsillo” de la empresa. Si se filtra alguna información negativa, entonces puede espantar a los clientes y alarmar a los socios. Por lo tanto, aquí te presento algunos consejos de cómo lidiar con los rumores en el equipo.

¿Por qué debes actuar?

“Hubo un rumor de que mañana todos seremos despedidos”. Desafortunadamente, la situación en muchas empresas, e incluso en una Europa bastante próspera, está ahora lejos de ser ideal. Por lo tanto, tales rumores han comenzado a extenderse más y con mayor frecuencia. Los rumores sobre la reducción o despido del personal o recortes de sueldo son cosas que no se deben ignorar. Desmotivan al personal, lo que, por supuesto, reduce inmediatamente la efectividad del equipo. Pero, también puede sacudir seriamente la posición de la empresa en el mercado.

Por ejemplo, partiremos del rumor de que la empresa reducirá el personal a la mitad. Entonces, es fácil predecir que esto afecta la imagen de la empresa como un buen lugar para trabajar. Esto crea un estado de incertidumbre en el equipo, alerta a los acreedores y también afectará a los clientes.

¿Cómo hacerle frente?

Es importante identificar y evitar la diseminación de rumores. Pero es vital para la empresa que recursos humanos y la alta dirección sepan cómo enfrentar los rumores. Afortunadamente, existen algunas herramientas para combatir los rumores en la empresa.

1. Refutar los rumores

La primera es la más simple: ignorar los rumores con la demostración simultánea de los hechos que los refutan.

2. Audiencia de confirmación

En caso que no se pueda ignorar los chismes, puedes utilizar una herramienta como la audiencia de confirmación. Después de todo, a veces para evitar más “estratificación” de la trama es mejor confirmar lo que se dijo.

3. La negación

La refutación oficial es apropiada solo a condición de que la fuente goza del respeto y confianza de la audiencia. Entonces debes señalar directamente el contenido de los rumores, su causa y establecer una versión alternativa de los eventos.

4. La ironía

La cuarta herramienta es la ironía. Caricaturizar la información como ridícula recurriendo a diversas metáforas de personas influyentes en la gestión de la empresa. Este siempre suele ser un antídoto bastante eficaz contra el chisme.

5. Crear un rumor contrario

También se puede realizar la contra ofensiva. Si la autoridad de la fuente oficial carece del respeto y confianza, es apropiado difundir información opuesta al rumor. Tiene que hacerse bajo varios pretextos, pero sin mencionar el rumor real y su trama. Pero en este método, se necesita una atención especial a cada detalle. Sobre todo, porque el menor error de cálculo puede conducir a un “efecto boomerang” y el rumor ganará más confianza.

6. Desacreditar al autor

La información comprometida se difunde sobre un posible autor del rumor. Si es imposible desacreditar al autor, vale la pena intentar reducir la credibilidad de la audiencia. Esto se puede lograr alertando de la existencia de un determinado enemigo que está propagando rumores para causar algún daño.

7. Asignar un vocero honesto

Es decir, elegir a una persona que siempre puede comprobar lo que se ha dicho. A menudo este papel se asigna a los gerentes de recursos humanos. También puede ser un representante sindical o, finalmente, a un especialista en relaciones públicas.

8. Penas y castigos

A veces hay que lidiar con los rumores y la exposición pública de los “chismes” de manera inhumana, pero eficaz. La condena de los chismes desalienta el deseo de propagar los rumores de quienes podrían aparecer. Es cierto que, a veces, el chismoso no se arrepiente, sino que su manipulación se vuelve más refinada. Además, es importante encontrar alguien que realmente pueda transmitir la información, y no sólo un “chivo expiatorio”.

9. Eliminar las causas

Pero la manera más eficaz de lidiar con los rumores es, después de todo, la eliminación de sus causas. Y para empezar una guerra contra los susurros es mejor utilizar esta herramienta. Bueno, si no es suficiente con erradicar la causa, entonces tienes libertad para recurrir al resto del arsenal.


Deja un comentario